Casi la mitad del electorado aún no sabe a quien votará

El 40 por ciento del electorado aún no sabe a qué formación votará en próximo día 28. Esa conclusión se extrae del último sondeo preelectoral elaborado por el CIS. De los que tienen su voto decidido la mayoría, uno de cada tres votantes lo hará por el PSOE y Pedro Sánchez. La macroencuesta confirma una clara victoria al PSOE con un 30,2% y entre 123 y 138 escaños, seguido a gran distancia por el PP con el 17,2% y entre 66 y 76 escaños.
Según la encuesta, la candidatura de Pedro Sánchez podría alcanzar la mayoría absoluta del Congreso con Unidas Podemos, que saca un 12,3% y entre 28 y 34 escaños, más su confluencia catalana, En Comú, a la que se otorga un 0,6% y entre 5 y 7 escaños. En tercer lugar se coloca Ciudadanos, con un 13,6% de voto y entre 42 y 51 escaños. El cuarto lugar seguido de cerca por VOX, se coloca Unidas Podemos con un 12,9 por ciento de los votos y de 31 a 42 diputados/as.
Por el otro lado, las formaciones del centro y la derecha sólo podrían sumar hasta los 164 escaños en su horquilla más alta, sumando al PP con Cs, UPN y Vox, que se consolida como quinta fuerza con un 11,9% y entre 29 y 37 escaños.
Entre las formaciones de ámbito territorial, sube también con fuerza Esquerra Republicana, a la que el CIS calcula un 4,5% y 17 ó18 escaños, mientras baja Junts, la nueva marca del PDeCAT, a la que sólo se da un 1,2% y cuatro o cinco escaños. El PNV, por su parte, aparece con el 1,3% y seis escaños, y Bildu sale con un 1,1% y entre tres y cinco diputados.
Por último, el CIS calcula uno o dos escaños a UPN en Navarra y otros tantos a Compromís en la Comunidad Valenciana, y da opción a un diputado a Coalición Canaria en Tenerife e incluso posibilidad de dos escaños al Partido Animalista (PACMA) en Barcelona y Valencia.
El estudio, que se presenta como Barómetro Preelectoral de Marzo, se basa en 16.194 entrevistas realizadas en 1.110 municipios de las 50 provincias más Ceuta y Melilla entre los días 1 y 18 de marzo.
Según desvela en la encuesta hecha pública este martes, habrá una participación electoral del 75,8%, una cifra superior al de “las elecciones generales realizadas tras la crisis económica de 2009 y las
crisis políticas desde 2011”. A su juicio, “esta participación está próxima al comportamiento electoral habitual del electorado español antes de las crisis”.
En la encuesta se ve que el 86,6% de los encuestados tiene decidido que irá a votar el 28 de abril “probablemente” (10,3%) o “con total seguridad” (76,3%), pero de ellos sólo un 57,8% asegura tener ya decidido el voto, mientras que un 41,6% sigue pensándoselo.
Las principales disyuntivas de esos votantes se dan entre PP y Ciudadanos (11,9%), entre PSOE y Podemos (9,1%), entre PSOE y Cs (8,9%).
Si a esa indecisión se suma la complejidad de pronosticar el reparto de diputados en cada una de las 52 circunscripciones se explica que el CIS ofrezca amplias horquillas de casi diez escaños a los principales partidos del país.
Todo ello le lleva a la conclusión de que en los resultados de las elecciones del 28 de abril las campañas electorales y las estrategias de comunicación de los partidos políticos tendrán un efecto clave. Esto es, “cuanto más eficaces sean las campañas electorales”, más se modificará el estado actual del electorado.
Entre los que ya tienen decidido el voto, el PSOE aparece en primer lugar con un 18,9%, seguido del PP con el, 8,5%, Ciudadanos con el 7,1% y Unidas Podemos, que suma un 6,4% con En Comú.