Juicio contra la dirección de Podemos Andalucía, el martes 12 de febrero

Francisco Martínez Ávila y el otro denunciante, Pedro Pérez Blanes, en una rueda de prensa

En la Sala de Vistas del Juzgado de Primera Instancia número de 17 de Málaga se celebrará a partir de las 9,45 del martes 12 de febrero el acto del juicio correspondiente a la demanda civil interpuesta por los concejales de Mijas y Fuengirola, Francisco Martínez Ávila y Pedro Pérez Blanes, miembros de CSSP e inscritos en Podemos, contra el proceso de primarias en Podemos Andalucía, de noviembre de 2016 ( II Asamblea ), y de las que salió una dirección encabezada por Teresa Rodríguez y una línea política anti Psoe que pueden ser declaradas nulas por celebrarse sin las garantías estatutáriamente establecidas.
La demanda civil por vulneración de derechos fundamentales de Francisco Martínez Ávila y Pedro Pérez Blanes se produjo dos meses después de denunciar sin éxito ante la Comisión de Garantías Democráticas de Andalucía (CGDA) de Podemos la imposibilidad de que Teresa Rodríguez fuera candidata a la Secretaría General, dado que era una notoria dirigente de Anticapitalistas, otra organización política.
Francisco Martínez Ávila consideraba en su reclamación a la CGDA que los estatutos de Podemos, al prohibir la doble militancia a nivel de dirigentes en otras organizaciones políticas, hacía imposible su candidatura. Su reclamación se contestó en marzo de 2017 por el órgano interno ( CGDA ) electo en el proceso electoral que se impugnaba, lo que confirmaría la inexistencia de garantías durante el proceso de primarias y la inoperancia del órgano estatal que supuestamente lo habría sustituido.
Los reclamantes consideraban que las elecciones de noviembre de 2016 no solo carecían de garantías respecto a los candidatos sino que, como consecuencia de la inoperancia de la CGDA, se producían sin resolver las numerosas reclamaciones formuladas por inscritos en Podemos contra correligionarios anticapitalistas de Teresa Rodríguez, cuyas conductas quedaron así impunes.
Uno de los casos más flagrantes de las consecuencias de ese tipo de conductas será testigo en el juicio del 12 de julio.
Se trata de Trinidad Jiménez, Sec. Gral. de Podemos en Jaén, quien presentó su dimisión tras sufrir una campaña de agresiones y de calumnias. Pese a que había puesto en conocimiento de la CGDA los hechos y sus autores, no obtuvo ningún amparo, por lo que tuvo que acudir a la justicia ordinaria, quien le dio la razón y condenó a sus agresores.
Las miles de denuncias interpuestas ante la CGDA desde 2014 nunca han sido resueltas, por lo que varios cientos de inscritos en Podemos Andalucía, entre ellos los demandantes, constituyeron en 2016 una Plataforma pro Comisión de Garantías que redactó un Manifiesto que hizo llegar a Teresa Rodríguez en el que se reclamaba que no se hicieran elecciones sin resolver dichas denuncias, por lo que pedían primero elecciones a CGDA, segundo depuración de las denuncias y conductas y tercero celebración de las elecciones a la II Asamblea.